LA VELLA FARGA, LISTA PARA RECIBIR EL AÑO NUEVO - Always Bella BCN
4828
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-4828,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,paspartu_enabled,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive

La Vella Farga, lista para recibir el Año Nuevo

Todo listo en La Vella Farga para decir adiós al 2017 y dar una calurosa bienvenida al 2018. Su oferta gastronómica, unida a una decoración navideña de ensueño y el trato exquisito de su personal, hacen de este hotel con encanto situado en plena naturaleza el lugar perfecto para vivir una experiencia inolvidable.

Quienes me seguís de forma habitual en mis redes sociales sabéis que muy recientemente Wil y yo volvimos a La Vella Farga, un hotel de lujo en plena naturaleza que sin duda ha sido para nosotros uno de los mejores descubrimientos del año que está a punto de terminar. Y es que tras una primera estancia en la que quedamos absolutamente enamorados de cada rincón de esta antigua masía del siglo XI minuciosamente rehabilitada y decorada, teníamos muchísimas ganas de disfrutar un poco más a fondo del que ya es un lugar predilecto para ambos.

Y dicho y hecho. Fueron dos días de absoluto relax y desconexión en el que aprovechamos la oportunidad para realizar un shooting vistiendo dos de las bellas propuestas de fiesta de la firma de novias Inmaculada García: el modelo Sylvia, de pronunciado escote y vistosas flores bordadas en verde y rojo, y el modelo Isidra, de un profundo tono azul. Unas fotografías que gozaban de un marco incomparable que además estos días, con motivo de las fiestas navideñas, luce sus mejores galas gracias a su gigantesco árbol de Navidad, velas, estrellas guirnaldas , ramas de acebo y flores de pascua.

En esta ocasión, de entre sus 13 habitaciones nos alojamos en la llamada ‘El mosso’, cuyos detalles en color rosa y sus espejos dorados hacen que respire romanticismo por los cuatro costados. Situada en el centro de la masía, más concretamente en su primera planta, esta espaciosa habitación con balcón cuenta con mobiliario creado artesanalmente con antiguas vigas de la casa. Y qué decir de su baño… que cuenta con la que es la bañera de mis sueños.

Para quienes tengáis curiosidad por conocer la propuesta culinaria de La Vella Farga para Nochevieja, tenéis que saber la apuesta de los chefs David García y Carles Esquerrer  es un menú de 178€ formado por diez aperitivos, seguidos de Sopa de cebolla con trufa de invierno melanosporum, al estilo francés, de entrante caliente, y Lingote de foie con frutos secos y ensalada de brotes tiernos, como entrante frio.

La carne y el pescado también estarán presentes en la mesa la cena de fin de año con una flamante Corvina con untuoso de tupinambos, vinagreta, tomate e hinojo y aire de Jerez y uno de los platos más demandados del restaurante La Vella Farga, el exquisito Hatillo crujiente de rabo de buey con setas y patata, cocinado al horno durante más de cuatro horas. El menú estará armonizado con vino blanco, tinto y champagne procedentes de distintas denominaciones de origen y culminará con los tradicionales turrones, barquillos y dulces navideños.

Os dejo con algunas fotografías que espero os ayuden a haceros una idea de la magia que desprende La Vella Farga, y aprovecho para desearos por adelantado un ¡FELIZ 2018!